Estándares de Admisión

ESTÁNDARES DE ADMISIÓN.

Para cumplir con los altos estándares de exigencia académica, la selección de los candidatos que solicitan admisión es cada vez más rigurosa, por lo que se tiene establecido un promedio mínimo en el nivel de estudios anterior y un puntaje mínimo en la prueba de admisión en respuesta a las exigencias de ingreso al sistema de educación superior.
10.1 Perfil del aspirante  a ingresar a la formación profesional en el  ITSLA
•    Capacidad de análisis, creatividad e investigación.
•    Saber enfrentar y resolver retos y desafíos.
•    Uso de tecnología de medios
•    Capacidad para cursar materias en modalidad escolarizada y no escolarizada (virtual).
•    Capacidad para tener acceso y decisión de intercambio a otras ofertas educativas a nivel global.
•    Exponer cualidades y valores adquiridos y desarrollarlos como estudiante.
•    Demostrar habilidades de liderazgo.
•    Manejo apropiado del conocimiento, la información, el aprendizaje, y lo que se derive de su propio conocimiento e intelecto.
•    Capacidad para trabajar en equipos de alto rendimiento.
•    Gusto por la actualización profesional y personal.
•    Reconocer que se vive en una era globalizada, con exigencias a nivel personal, profesional y laboral.
•    Dominio del conocimiento necesario y previo a la carrera seleccionada.
Contar con los recursos necesarios, principalmente económicos y de tiempo, para enfrentar los trámites administrativos, financieros y académicos.

10.2 Evaluación del aprendizaje

En el ITSLA Se lleva a cabo dos tipos de evaluación: La del proceso docente y la del aprendizaje de los alumnos, ambas tendientes a analizar el grado de logro de los objetivos propuestos para proponer medidas de mejora; constituye un proceso que implica recolección de información e interpretación en función del contraste con determinadas instancias de referencia o patrones prospectivos, para hacer posible la emisión de un juicio de valor ponderado que permita orientar la acción o la toma de decisiones académicas.
Según los agentes evaluadores la evaluación se clasifica en: Evaluación interna, Autoevaluación, Heteroevalución, Coevaluación y Evaluación externa.
La Evaluación interna:

Es promovida por la propia institución ofrece diversas alternativas de realización: autoevaluación, heteroevalución y coevaluación.
•    Autoevaluación: Los evaluadores evalúan su propio trabajo (un alumno su rendimiento, un centro o programa su propio funcionamiento, etc.). Los roles de evaluador y evaluado coinciden en las mismas personas.
•    Heteroevalución: Evalúan una actividad, objeto o producto, evaluadores distintos a las personas evaluadas (La Comisión de Evaluación Interna, el Vicerrectorado Académico  o la Comisión Académica)  
•    Coevaluación: Es aquella en la que los estudiantes o docentes se evalúan mutuamente (alumnos y profesores mutuamente, unos y otros equipos docentes, el equipo directivo al Consejo Escolar y viceversa). Evaluadores y evaluados intercambian su papel alternativamente.

Evaluación externa:
Lo realiza el CEAACES como organismo no integrante del  ITSLA que evalúan nuestros procesos y resultados. Dentro de este sistema también procede la "evaluación de expertos". Estos evaluadores pueden ser inspectores de evaluación, miembros de la administración, investigadores, equipos de apoyo a la Institución, etc.

10.3 Seguimiento a egresados
Desde el ITSLA se mide de manera periódica y sistemática el desempeño y la trayectoria de sus egresados. El monitoreo de la gestión de los egresados contribuye a la evaluación del cumplimiento de nuestra Misión y apoya los procesos de mejora continua de los planes de estudio y servicios de apoyo académico.

10.4 Efectividad Institucional
Con el fin de dar seguimiento a las estrategias adoptadas para el logro de la Misión y Visión del ITSLA, desarrollamos un proceso de aseguramiento de la calidad de los programas, proyectos y actividades derivados de la planeación estratégica. Este proceso permite evaluar el desempeño del campus mediante indicadores académicos, financieros y de operación, los cuales generan la información necesaria para operar bajo una filosofía de mejora continua.

Política Académica

Las políticas o directrices de gestión para el desenvolvimiento de las actividades institucionales se establecen por los ejes o componentes del plan estratégico, considerando los aspectos social, político, Cultural, Técnico-profesional, Humano y un Enfoque prospectivo; correspondiendo de esta manera al área Académica, Administrativa, Investigación y Vinculación con la Comunidad. El presente diseño curricular declara como políticas académicas a las siguientes acciones:

  •    Potenciar el desarrollo del talento humano con la motivación, los conocimientos y habilidades para alcanzar la excelencia académica desde una perspectiva humanística que contemple el compromiso con el desarrollo integral.
  •   Seleccionar el talento humano docente, de acuerdo al requerimiento y los procesos de la LOES procurando designar al personal clave para el desarrollo institucional, con capacidades para el trabajo multidisciplinario y óptimas relaciones humanas.
  •   Incorporar las Tics. en todo el ámbito de cobertura del ITSLA como Extensión y Centros de Apoyo, programas y cursos, facilitando las condiciones organizativas, de infraestructura y de apoyo pedagógico.
  •  Estimular las actividades que promuevan la incursión y permanencia de profesores en labores de investigación y extensión, desde el inicio de su carrera con la institución, así como planes y programas que faciliten la transferencia de conocimientos y habilidades en investigación y extensión desde profesionales consolidados hacia profesionales jóvenes.
  • Desarrollar planes y programas tendientes a la sensibilización participativa estudiantil y docente en actividades de acción social y prestación de servicios.
  • Fortalecer los planes y programas de acción social y prestación de servicios que promuevan el trabajo interdisciplinario, interdepartamental e interinstitucional.
  •  Promover procesos para la inclusión de los conceptos y prácticas de emprendedurismo e internacionalización en los diseños curriculares y actividades de aprendizaje.
  •  Fortalecer, ampliar y diversificar la oferta de formación tecnológica y la proyección académica en las áreas de ciencia y tecnología con base en criterios de oportunidad, pertinencia y disponibilidad de recursos institucionales promoviendo y facilitando el uso efectivo de convenios de cooperación y articulación interinstitucionales e internacionales.
  • Facilitar el ingreso a la formación académica sin distinción de etnia cultural, discapacidad física y visual.
  • Proteger y concienciar el cuidado del ambiente de forma interna y externa.

Requisitos para Homologación Externa

  • Programas Analíticos con firmas y sellos originales en cada hoja.
  • Certificado de no tener tercera matricula en ninguna asignatura.
  • Certificado de no tener ninguna sanción disciplinaria.
  • Malla Curricular.
  • Reporte de Notas con firmas y sellos originales.
  • 1 copia de cedula y papeleta de votación actual a color.
  • Adjuntar todos estos requisitos a la solicitud (Documento que debe ser comprobado en el ITSLA y entregado en el departamento de Rectorado).

7.- Modelo Educativo

Las concepciones subyacentes en las que se apoyó implícitamente la escuela, tiene que ver básicamente con tres ámbitos: Cómo se entiende el aprendizaje, y cómo se define al alumno; cómo se entiende la enseñanza y cómo se define al maestro y su rol; y cuál es la concepción epistemológica que define los contenidos a transmitir.  

Las discusiones actuales sobre la educación coinciden ampliamente en el diagnóstico pero no en las soluciones. El indudable acuerdo en concebir a la educación como un proceso centrado en el aprendizaje de quien aprende, en lugar de un proceso de transmisión del conocimiento, se encuentra hoy frente a un cuello de botella ya que no se acierta a coincidir sobre cuáles son las reformas para lograrlo.

En el ITSLA creemos particularmente que resta avanzar todavía en el tema de qué resultados se busca en quien aprende, y para ello nos parece muy pertinente traer a la discusión el enfoque de las competencias. Este concepto, nacido como parte de la reflexión sobre formación profesional en las dos últimas décadas del siglo pasado, ha generado no pocas controversias en el campo educativo. La educación y la capacitación basada en competencias han cobrado un auge inusitado en todo el mundo, particularmente en los países que se propusieron ofrecer a los jóvenes una pertinente, eficaz y eficiente educación.

El concepto remite a la idea de conocimiento significativo, donde la noción de competencias tiene múltiples acepciones: la capacidad expresada mediante los conocimientos, las habilidades y las actitudes, que se requieren para ejecutar una tarea de manera inteligente, en un entorno real o en otro contexto; todas las cuales presentan características en común: La competencia toma en cuenta el contexto, es el resultado de un proceso de integración, está asociada con criterios de ejecución o desempeño, e implica responsabilidad.

Por su naturaleza y la forma en que se adquieren o desarrollan, las competencias se clasifican usualmente en académicas, laborales y profesionales. En lo que concierne a las competencias académicas, estas son las que promueven el desarrollo de las capacidades humanas de resolver problemas, valorar riesgos, tomar decisiones, trabajar en equipo, asumir el liderazgo, relacionarse con los demás, comunicarse (escuchar, hablar leer y escribir), utilizar una computadora, entender otras culturas y, aunque suene reiterativo aprender a aprender. Competencias insoslayables en el mismo sentido son aprender a emprender para lograr, de acuerdo con cada tipo de educación, aprender a indagar, aprender a aprender, aprender a estudiar y aprender a investigar; que en términos de una visión prospectiva de la educación hay que aplicar los siete saberes para la educación del futuro que propone Edgar Morín (1999)

United Kingdom Bookmaker CBETTING claim Paddy Power Bonus from link.